Pequeño vals vienés – Federico García Lorca –

Grabado el 23 de mayo del 2016

“Aquellos que eran vistos bailando, eran considerados locos por quienes no podían escuchar la música”
Friedrich Nietzsche

Federico García Lorca – Pequeño vals vienés
Poeta en Nueva York

9 – Huída de Nueva York.
Dos valses hacia la civilización

Leído por Luigi Maria Corsanico

Pinturas de Renata Brzozowska
http://www.brzozowska-art.pl/

Pyotr Ilyich Tchaikovsky
Valse Sentimentale, op.51 n.6

Poeta en Nueva York es el título de un poemario escrito por Federico García Lorca entre 1929 y 1930 durante su estancia en la Universidad de Columbia (Nueva York), así como en su siguiente viaje a Cuba, y publicado por primera vez en 1940, cuatro años después de la muerte del poeta.

~~~~~~~~~~~~

En Viena hay diez muchachas,
un hombro donde solloza la muerte
y un bosque de palomas disecadas.
Hay un fragmento de la mañana
en el museo de la escarcha.
Hay un salón con mil ventanas.
¡Ay, ay, ay, ay!
Toma este vals con la boca cerrada.
Este vals, este vals, este vals, este vals,
de sí, de muerte y de coñac
que moja su cola en el mar.
Te quiero, te quiero, te quiero,
con la butaca y el libro muerto,
por el melancólico pasillo,
en el oscuro desván del lirio,
en nuestra cama de la luna
y en la danza que sueña la tortuga.
¡Ay, ay, ay, ay!
Toma este vals de quebrada cintura.
En Viena hay cuatro espejos
donde juegan tu boca y los ecos.
Hay una muerte para piano
que pinta de azul a los muchachos.
Hay mendigos por los tejados,
hay frescas guirnaldas de llanto.
¡Ay, ay, ay, ay!
Toma este vals que se muere en mis brazos.
Porque te quiero, te quiero, amor mío,
en el desván donde juegan los niños,
soñando viejas luces de Hungría
por los rumores de la tarde tibia,
viendo ovejas y lirios de nieve
por el silencio oscuro de tu frente.
¡Ay, ay, ay, ay!
Toma este vals, este vals del “Te quiero siempre”.
En Viena bailaré contigo
con un disfraz que tenga
cabeza de río.
¡Mira qué orillas tengo de jacintos!
Dejaré mi boca entre tus piernas,
mi alma en fotografías y azucenas,
y en las ondas oscuras de tu andar
quiero, amor mío, amor mío, dejar,
violín y sepulcro, las cintas del vals.

Federico García Lorca – Canzone d’autunno

Federico García Lorca
Canzone d’autunno

Granada, novembre 1918

(Traduzione di Claudio Rendina )
da “Poesie (Libro de poemas)”, Newton Compton, Roma, 1970

Lettura di Luigi Maria Corsanico

Tiento Antiguo, Joaquin Rodrigo
Chitarra, Phill Tadman

Immagini dal web

~~~~~~~~~~

Oggi ho nel cuore
un vago tremolio di stelle
ma il mio sentiero si perde
nell’anima della nebbia.
La luce mi tronca le ali
e il dolore della mia tristezza
bagna i ricordi
alla fonte dell’idea.

Tutte le rose sono bianche,
bianche come la mia pena,
ma non sono rose bianche,
è scesa la neve su di loro.
Prima ebbero l’arcobaleno.
E nevica anche sulla mia anima.
La neve dell’anima
ha fiocchi di baci
e scene calate nell’ombra
o nella luce di chi le pensa.

La neve cade dalle rose,
ma quella dell’anima rimane,
e gli artigli del tempo
ne fanno un sudario.

La neve si scioglierà
quando verrà la morte?
O avremo altra neve
e altre rose più perfette?
Sarà con noi la pace
come c’insegna Cristo?
O forse il problema
non sarà mai risolto?

Ma se c’inganna l’amore?
Cosa sosterrà la nostra vita
se il crepuscolo ci affonda
nella vera scienza
del Bene che chi sa se esiste
e del Male che incombe alle spalle?

Se muore la speranza
e risorge la Babele,
quale torcia farà luce
sulle strade in Terra?

Se l’azzurro è un sogno
dove mai finirà l’innocenza?
Cosa mai sarà il cuore
se l’Amore non ha frecce?

Se la morte è la morte,
dove finiranno mai i poeti
e le cose addormentate
che nessuno più ricorda?
Oh sole di tante speranze!
Acqua chiara! Luna nuova!
Cuori dei bambini!
Anime rudi delle pietre!
Oggi ho nel cuore
un vago tremolio di stelle
e tutte le rose sono bianche
bianche come la mia pena.

Federico García Lorca – Llanto por Ignacio Sánchez Mejías

Federico García Lorca
Llanto por Ignacio Sánchez Mejías (1935)
Leído por Luigi Maria Corsanico

Isaac Albéniz, Asturias
Eva León, violín

Joaquín Rodrigo, Concierto de Aranjuez (Adagio)
Narciso Yepes

~~~~~~~~~~

A mi querida amiga
Encarnación López Júlvez

Llanto por Ignacio Sánchez Mejías

  1. La cogida y la muerte
  2. La sangre derramada
  3. Cuerpo presente
  4. Alma ausente

Federico García Lorca – Otra canción

Grabado el 30 de agosto de 2016

Federico García Lorca
Otra canción

1919
(Otoño)
Libro de poemas

Leído por Luigi Maria Corsanico

Francisco Tárrega – Recuerdos de la Alhambra
Narciso Yepes, recital realizado en 1979 en el Teatro Real de Madrid.

~~~~~~~

¡El sueño se deshizo para siempre!
En la tarde lluviosa
mi corazón aprende
la tragedia otoñal
que los árboles llueven.
Y en la dulce tristeza
del paisaje que muere
mis voces se quebraron.
El sueño se deshizo para siempre.
¡Para siempre! ¡Dios mío!
Va cayendo la nieve
en el campo desierto
de mi vida,
y teme
la ilusión, que va lejos,
de helarse o de perderse.
¡Cómo me dice el agua
que el sueño se deshizo para siempre!
¿El sueño es infinito?
La niebla lo sostiene,
y la niebla es tan sólo
cansancio de la nieve.
Mi ritmo va contando
que el sueño se deshizo para siempre.
Y en la tarde brumosa
mi corazón aprende
la tragedia otoñal
que los árboles llueven.

Federico García Lorca – Madrigale d’estate

Federico García Lorca
Madrigale d’estate

Vega de Zujaira, agosto 1920

Federico García Lorca
Tutte le poesie e tutto il teatro
A cura di Claudio Rendina e Elena Clementelli
Edizioni integrali con testo spagnolo delle poesie a fronte
Newton Compton editori

Federico García Lorca
LIBRO DE POEMAS
“A mi hermano Paquito”
Editorial: Imprenta Maroto, Madrid, 1921

Interpreta: Luigi Maria Corsanico

Pablo de Sarasate
‘Romanza andaluza’ Op.22-1
Leonid Kogan

Murales de Pilar Triviño Gonzales
Huasco, Chile

~~~~~~~~~~~~~

Stringi la tua bocca rossa con la mia,
Estrella gitana!
Sotto l’oro del sole a mezzogiorno
morderò la mela.

Tra i verdi ulivi del colle
c’è una torre moresca,
che ha il colore della tua carne campestre
che sa d’aurora e miele.

Mi offri nel tuo corpo ardente
quel divino alimento
che dà fiori al quieto canale
e astri al vento.
Come ti sei concessa a me, o luce bruna?
Perché colmi d’amore
mi hai offerto il tuo sesso di giglio
e il gioco sonoro dei tuoi seni?

Fu forse per il mio triste aspetto?
(Oh, i miei goffi passi!)
Forse pietà t’infuse
questa mia vita arida di canto?

Come non preferisti alle mie pene
le sudate cosce
di un contadino San Cristoforo,
cosce pesanti e belle nell’amore?

Tu sei con me una Danaide di piacere,
femminile Silvano.
Profumano i tuoi baci come profuma
il grano secco dell’estate.

Offuscami gli occhi col tuo canto.
Sciogli la tua chioma
distesa e solenne come un manto
d’ombra sopra il prato.

Dipingimi un cielo d’amore
con la tua bocca insanguinata,
la stella nera del dolore
su uno sfondo di carne.

Il mio cavallo andaluso
è prigioniero dei tuoi occhi aperti
e volerà assorto e sconsolato
quando li vedrà morti.

Anche se tu non m’amassi io t’amerei
per il tuo sguardo oscuro,
come l’allodola ama il nuovo giorno
solo per la rugiada.

Stringi la tua bocca rossa con la mia,
Estrella gitana!
Lasciami sotto il chiaro mezzogiorno
consumare la mela.

85 años del asesinato de Federico García Lorca.

El 18 de agosto del 1936, un mes después del golpe de Estado, fue asesinado a manos de las autoridades franquistas.

Federico García Lorca
Sobre un libro de versos
Este es el prólogo
19 de agosto de 1918. Asquerosa

Leído por Luigi Maria Corsanico

Manuel de Falla
Obras para piano – Nocturno
Benita Meshulam, piano

~~~~~~~~~

Dejaría en el libro
este toda mi alma.
Este libro que ha visto
conmigo los paisajes
y vivido horas santas.

¡Qué pena de los libros que nos llenan las manos
de rosas y de estrellas
que se esfuman y pasan!
¡Qué tristeza tan honda es mirar los retablos
de dolores y penas
que un corazón levanta!

Ver pasar los espectros de vidas que se borran.
Ver al hombre desnudo
en pegaso sin alas.
Ver la Vida y la Muerte,
la síntesis del mundo,
que en espacio profundo
se miran y se abrazan.

Un libro de poesías
es el Otoño muerto:
los versos son las hojas negras en tierras blancas.
Y la voz que lo lee
es el soplo del viento
que los hunde en los pechos
-entrañables distancias-

El poeta es un árbol
con frutos de tristeza
y con hojas marchitas
de llorar lo que ama.
El poeta es el medium
de la Naturaleza
que explica su grandeza
por medio de palabras.

El poeta comprende
todo lo incomprensible
y a cosas que se odian
él hermanas las llama.
Sabe que los senderos
son todos imposibles
y por eso en lo obscuro
va por ellos con calma.

En los libros de versos
entre rosas de sangre
van desfilando tristes y eternas caravanas
que hirieron al poeta
que lloraba en la tarde
rodeado y ceñido por sus propios fantasmas.

Poesía es Amargura,
miel celeste que mana
de un panal invisible
que fabrican las almas.

Poesía es lo imposible
hecho posible.
Arpa
que tiene en vez de cuerdas
corazones y llamas.

Poesía es la vida
que cruzamos con ansia
esperando al que lleve
sin rumbo nuestra barca.

Libros dulces de versos
son los astros que pasan
por el silencio mudo
al reino de la Nada
escribiendo en el cielo
sus estrofas de plata.

¡Oh, qué penas tan hondas
y nunca remediadas
los versos dolorosos
que los poetas cantan!

Como en el horizonte
descanso las miradas,
dejaría en el libro
este ¡toda mi alma!

19 de agosto 1918. Asquerosa

Federico García Lorca – La balada del agua del mar

Federico García Lorca – La balada del agua del mar (1920)
A mi hermano Paquito”
LIBRO DE POEMAS , PRIMERA EDICIÓN 1921.
Imprenta Maroto, Madrid

Leído por Luigi Maria Corsanico

Francisco Tárrega – Adelita

  • Pedro Abreu, guitar
  • Goran Zegarac, guitar

foto: LMC

~~~~~~~~~~~

A Emilio Prados. (Cazador de nubes.)

El mar
sonríe a lo lejos.
Dientes de espuma,
labios de cielo.

¿Qué vendes, oh joven turbia
con los senos al aire?

Vendo, señor, el agua
de los mares.

¿Qué llevas, oh negro joven,
mezclado con tu sangre?

Llevo, señor, el agua
de los mares.

Esas lágrimas salobres
¿de dónde vienen, madre?

Lloro, señor, el agua
de los mares.

Corazón, y esta amargura
seria, ¿de dónde nace?

¡Amarga mucho el agua
de los mares!

El mar
sonríe a lo lejos.
Dientes de espuma,
labios de cielo.

Federico García Lorca – La ballata dell’acqua del mare

Federico García Lorca – La ballata dell’acqua del mare (1920)
LIBRO DE POEMAS , PRIMERA EDICIÓN 1921.
Imprenta Maroto, Madrid

Traduzione di Guido Mazzon

Lettura di Luigi Maria Corsanico

Francisco Tárrega – Adelita

  • Pedro Abreu, guitar
  • Goran Zegarac, guitar

foto: LMC

~~~~~~~

Il mare
sorride lontano.
Denti di spuma
labbra di cielo.

Che vendi, fosca fanciulla,
coi seni al vento?

Vendo, signore, l’acqua dei mari.

Che porti, giovane negro,
mischiato al tuo sangue?

Porto, signore,
l’acqua dei mari.

E queste lacrime salmastre
da dove vengono, madre?

Vengono, signore,
dall’acqua dei mari.

Cuore, e questa amarezza
profonda, dove nasce?

Amareggia molto
l’acqua dei mari!

Il mare
sorride lontano.
Denti di spuma,
labbra di cielo.

FEDERICO GARCÍA LORCA – CASIDAS

FEDERICO GARCÍA LORCA
Diván del Tamarit

1927/1934
Casidas
Editorial Losada, 1940
Buenos Aires

Leído por Luigi Maria Corsanico

Francisco Tárrega
Capricho árabe
Isabel Martínez, guitar

El Diván del Tamarit es un poemario del poeta y dramaturgo español Federico García Lorca (Granada, 1898–1936), una colección de poemas, bajo la denominación de «casidas» y «gacelas», en homenaje a los poetas árabes de Granada. Aunque es posible que la idea se gestara con anterioridad, es en 1934 cuando se dispone de la primera mención del libro como proyecto;​ la Universidad de Granada comenzó el proceso para su impresión en 1934, con un prólogo escrito por el arabista español Emilio García Gómez, edición que no llegó a ver la luz en vida de su autor. Fue publicado póstumamente en 1940 en Buenos Aires por la Editorial Losada .
La palabra Diván deriva del idioma árabe diwan (دیوان), que a su vez proviene del persa, en el que designa una lista o registro. En persa, turco y otros lenguajes, el término pasó a significar una colección de poemas por un mismo autor, como en «obras selectas», o el cuerpo principal de obras de un poeta.
Tamarit era el nombre de una propiedad que la familia de los García Lorca tenía en Granada (también llamada de San Vicente).
La casida (en árabe قصيدة qaṣīda, en persa چكامه chakâmé), es una forma poética propia de la Arabia preislámica.
A lo largo del siglo XX, diversos autores en lengua española han recuperado y empleado la casida para sus propios fines, si bien generalmente no respetan las formas clásicas árabes en sus textos, por lo que lo único que los une con el género original es un sentimiento de nostalgia y pérdida, y una temática generalmente amorosa.
El primero y más conocido es Federico García Lorca, quien en Poeta en Nueva York y sobre todo en Diván del Tamarit incluye un buen número de casidas.

I. Casida del herido por el agua.
II. Casida del llanto.
III. Casida de los ramos.
IV. Casida de la mujer tendida.
V. Casida del sueño al aire libre.
VI. Casida de la mano imposible.
VII. Casida de la rosa.
VIII. Casida de la muchacha dorada.
IX. Casida de las palomas oscuras.